Cuando contratas un seguro de auto, gastos médicos o de hogar te vas a encontrar mucho con el término llamado ”deducible”.

Es importante que aprendas a elegir el que más se acomode a tu situación actual, ya que te puede ser de mucha ayuda si lo eliges sabiamente, y por lo cual puedas exprimir al máximo el dinero que invertiste en el seguro.

El famoso deducible es la suma que tiene que ser cubierta para que tu seguro entre en funcionamiento, una vez que los daños sean superiores al deducible funciona como el porcentaje que tienes que pagar a la aseguradora.

Pongamos un ejemplo para que todo sea más claro:

El primo de un amigo cuenta con un seguro y sufrió un accidente saliendo del cine. El monto total para reparar el daño es de $80,000 y su póliza tiene un deducible de $10,000.

Como el daño supero el deducible la compañía aseguradora se va a encargar de reparar su vehículo, y el solo cubrirá los 10,000 de deducible y la aseguradora el resto.

Modalidades de deducible

Existen 2 modalidades de deducible: mediante porcentaje del valor que fue asegurado tu vehículo (casi siempre es del 5 o 10 %) y por monto fijo como en el ejemplo anterior.

Al contratar un seguro tendrás que elegir si quieres un deducible alto o bajo

Pero, ¿cuál debería de elegir?

A continuación veremos las ventajas y desventajas de ambos deducibles.

Deducible alto:

Cuando te vas por la opción de un deducible alto bajaras el costo de la póliza considerablemente.

No obstante, si tienes un deducible alto significa que si tienes un accidente, el dinero que tendrás que pagar será más alto.

Otra desventaja es que si tienes un percance y el costo de reparación es menor al deducible, tú tendrás que cubrir el 100% de los daños.

Deducible bajo:

Cuando se tiene un deducible bajo el costo del seguro sube, en este caso es más probable que el seguro entre en juego más seguido, ya que un accidente como un raspón pueda ser cubierto.

Conclusión:

Comprender el término de deducible es vital si vas a contratar una póliza de seguro o si ya la tienes. Asi sabras cuanto es lo que pagarias si llega el momento que sufres un percance.

¿En qué caso crees que es más conveniente tener un deducible alto o bajo?

Pin It on Pinterest